La leyenda de Narciso

La leyenda de NarcisoUna de las historias cortas de terror de origen griego es la historia de Narciso.

En un pueblo muy chico había un joven extremadamente bello, el cual enamoraba tanto a mujeres y hombres que lo veían pasearse por todos los lugares. El joven no prestaba mucha atención a aquellas personas que se interesaban en él, debido a que sólo estaría con aquellas mujeres que sean igual de bellas que él.

Harto de no encontrar a mujeres bellas como él en el pueblo en donde habitaba decidió dirigirse hacia otros poblados cercanos, caminó mucho para lograr encontrar a las mujeres más bellas, pero nunca encontró a aquellas que compartan la misma belleza natural con la que él había nacido.

Un día cuando se encontraba caminando por el bosque decidió dirigirse a un río a tomar agua, al llegar allí vio su reflejo en el agua, y automáticamente se enamoró perdidamente de su figura. Estuvo una gran cantidad de horas viéndose lo bien que lucía, y no entendía por qué no había nadie tan bello como él, es por ello que llegó a la conclusión de que la única persona de la cual se podía enamorar era de él mismo, por lo que decidió tratar de alcanzarse, a pesar de que sabía que sería imposible.

Narciso, como se llamaba el joven, decidió tirarse al río para lograr poder tocar de cerca a la persona que estaba viendo en el reflejo. Al tratarse de un rio muy profundo, Narciso no pudo lograr salir a la superficie nuevamente, por lo que se ahogó rápidamente.

Los Dioses al ver que el hombre más bello del mundo había muerto rápidamente, decidieron rendirle homenaje, por lo que hicieron crecer la flor más bella cerca del río en donde él había muerto, para que de esa manera pueda contemplarse su belleza al verse reflejada en el agua del río.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *